Quizá sabías que los dispositivos electrónicos que usamos a diario, desde computadores y celulares hasta otros no tan comunes, como carros eléctricos, tienen baterías de litio. Pero lo que muy pocos saben es que la producción de estas baterías requieren de la extracción de materiales como el cobalto y el grafito; y que la explotación de esos materiales en ciertos lugares del mundo está causando graves problemas sociales, ambientales y de salud.  

Las grandes compañías de tecnología se enfrentan ante los gobiernos, que les están exigiendo cada vez más responsabilidad ecológica y social frente a la producción de sus dispositivos. Ese es el caso de las baterías de litio.

The Washington Post está realizando una serie de reportajes que rastrean todo el camino de estos materiales, desde las minas, pasando por las fábricas hasta que llegan a nuestras manos. Hasta ahora han publicado los casos del cobalto y el grafito, ambas son historias sorprendentes por todo lo que está detrás de una simple batería.

En el caso del cobalto, la mayoría proviene de minas en la República Democrática del Congo, donde mineros ‘artesanales’ algunas veces llegan hasta cavar debajo de sus casas en busca del material. Los colapsos de estas minas son frecuentes, y las lesiones y las muertes aún más.

El grafito es extraído y procesado principalmente en China, donde muchas poblaciones cercanas a las fábricas sufren por la grave contaminación. Las casas se llenan de desechos del grafito y las plantaciones se dañan por el polvo. El agua no se puede tomar, porque está contaminada por los químicos que desechan las plantas de grafito.

Las baterías de litio son cada vez más deseadas por las compañías de tecnología porque son livianas y tienen mucha más densidad de energía, comparadas con otros tipos de batería. Los smartphone modernos no existirían sin las baterías de litio como su fuente de energía. Ellas también hacen funcionar a los carros híbridos, que podrían ayudar al medio ambiente en algunos países, pero cuya alta demanda de baterías de litio hace daño en otros lugares.

Los mineros de cobalto en Congo

Mina de cobalto abandonada. Imagen: Flickr.
Mina de cobalto abandonada. Imagen: Flickr.

El Post fue a Congo, presenció y publicó las condiciones reales y las implicaciones sociales y económicas del fenómeno de la explotación del cobalto en ese país. El mundo está solicitando tanto cobalto, que en Congo la demanda se suple con trabajadores, incluyendo niños, que laboran en condiciones peligrosas y arduas. El medio dice que aproximadamente 100.000 mineros de cobalto en Congo usan herramientas manuales para cavar cientos de metros bajo la tierra con poca luz y pocas medidas de seguridad.

Las muertes y las heridas son comunes ante esta situación, y las actividades mineras exponen a las comunidades a niveles peligrosos de metales tóxicos que están relacionados con problemas respiratorios y defectos congénitos.

Las grandes compañías de tecnología, que cada vez requieren de más baterías de litio, por lo general no verifican la procedencia del cobalto que compran, explica el medio. Una compañía llamada Zhejiang Huayou Cobalt, que recibe cobalto de Congo, por muchos años ha suplido a algunos de los productores más grandes de baterías. Ellos han producido batería para los iPhone. Apple habló con el Post y dijo que en efecto un estimado del 20% del cobalto que usan viene de Huayou Cobalt. Lo mismo pasaba con LG, hasta que el año pasado suspendió la compra de minerales provenientes del Congo.

Las autoridades en el Congo dicen que ellos solos no pueden controlar el asunto de la minería de cobalto. Se requiere que las compañías tengan la obligación de crear bienestar en las áreas en las que operan.

Casi todos nuestros dispositivos móviles tienen baterías de litio. Imagen:F
Casi todos nuestros dispositivos móviles tienen baterías de litio. Imagen: Flickr.

El cobalto es el material más caro dentro de las baterías de litio. Un smartphone contiene de 5 a 10 gramos de cobalto, un computador portátil tiene unos 28 gramos, y un carro eléctrico llega de 4 a 10 kilos.

Los mineros artesanales, que cavan donde pueden e incluso llegan a colarse en las noches ilegalmente en minas privadas, viven de las ganancias que deja la alta demanda del material. En promedio una de estas personas gana de dos a tres dólares en un buen día, informó el medio.

Aunque muchos científicos e ingenieros han intentado crear baterías libres de cobalto, aún no se ha logrado llegar al mismo desempeño, y el precio del mismo ha subido, de 20.000 dólares la tonelada el año pasado a 26.000 este año. Ese incremento, dice el medio, es producto principalmente del crecimiento de los carros eléctricos, que son los que más necesitan cobalto para sus baterías.

El grafito, pesadilla en China

El grafito es el material que rellena los lápices. Imagen: Flickr.
El grafito es el material que rellena los lápices. Imagen: Flickr.

El polvo de las minas y plantas de grafito contamina al aire y el agua en China. Los habitantes de comunidades cercanas a estos lugares dicen que al aire brilla cuando el sol ilumina, explicó el Post en otro especial. En el día, las casas, por dentro y por fuera, se ven llenas de mugre y polvo gris que se adhieren a todo. Los desechos del grafito dañan las plantaciones, ensucian la ropa que se cuelga en los patios y arruinan la comida. El agua ya no es potable y los árboles se han ido muriendo.

El grafito es una sustancia conocida por ser relleno de lápices, pero se ha vuelto indispensable para producir baterías de litio. La producción en China es particularmente económica y no existen controles ambientales estrictos.

Cuando dejan las minas y refinerías chinas, la mayoría del grafito se vende a Samsung, LG y Panasonic, las tres productoras más grande de baterías de litio. Apple también usa baterías de estas compañías, específicamente de Samsung. Pero la empresa de la manzana dice que para sus productos actuales cambió a usar grafito sintético, que no es extraído de minas. Otras compañías de celulares dicen que investigarán las condiciones en China.

China es uno de los países más contaminados del mundo. Imagen: Flickr.
China es uno de los países más contaminados del mundo. Imagen: Flickr.

El problema de la contaminación a causa de las plantas y minas de grafito se agrava porque las autoridades locales están aliadas con los oficiales de las compañías y no están dispuestos a dar a conocer la gravedad de la situación, dice el medio, que visitó cinco pueblos cercanos a distintos establecimientos productores del material. Las quejas sobre la contaminación se chocan muchas veces con amenazas e intimidación, explica el medio.

La contaminación también afecta la salud de los habitantes, especialmente porque se inhalan sustancias que traen múltiples problemas de salud, como infartos y dificultades respiratorias. Y el agua, que se contamina, tiene un olor fuerte que irrita la nariz y la garganta.

¿Por qué China domina el mercado del grafito? Por el precio, China es la mayor productora de grafito del mundo. Aunque el material se encuentra en muchas otras partes, el bajo costo que representa en ese país impide que las compañías abran minas fuera.

Las compañías se benefician de los bajos costos de mano de obra, explica un experto al medio. Mientras que en otras compañías se usan tractores y equipamiento pesado, en China los trabajadores usan palas y picos para extraer el material. 

La contaminación del grafito puede reducirse si se disponen mejores formas para tratarlo. por un lado, El polvo de grafito se convierte fácilmente en sucio contaminante si no se usa un sistema apropiado de filtros y ventiladores que controlen la filtración al aire que respiran las personas. Y por otro lado, las plantas contaminan el agua porque estas usan químicos tóxicos como algunos ácidos para purificar el grafito. Ese proceso es mucho más barato que el que se usa en otros países, que es ‘hornear’ el grafito para purificarlo.

Imágenes: Flickr. 

Autora:  
SUSANA ANGULO

Fuente:  https://www.enter.co/chips-bits/smartphones/el-oscuro-secreto-de-las-baterias-de-litio-en-nuestros-smartphone/